IMPORTANTE QUE LEAS ESTO:

CONFETTI EN TUMBLR Y NUEVO ORDEN DEL BLOG.

... ¿Hola? ¿Todavía al alguien por aquí? 😳 Ya ha pasado mucho tiempo desde la última entrada, tal vez demasiado, había dicho q...

viernes, 27 de abril de 2012

Recuerdos de la infancia...

Iba en el autobús muy tranquila, escuchando Oceanlab y metida en mis pensamientos como siempre. Hasta que en una parada, un señor se subió y se sentó delante mío.

Levanté la vista y ví que era uno de esos vendedores de chucherías: llaveritos, pulseras rojas, manitas para rascar, palos que tienen rueditas y que según sirven para masajear, tenía un montón de cosas, pero fue algo que llamó mi atención y me hizo casi dejar de respirar:


Cuando los ví, un montón de recuerdos regresaron de golpe a mi mente: los juegos con lodo, el cereal de arroz que comía, el yogurth de fresa con mermelada, la alacena de metal que me vio correr y jugar, y en esa misma alacena hasta el último estante, recordé que había un pajarito idéntico a ese, el cual sumergía en agua y con soplar lo hacías cantar...

Sin dudar mucho le toqué el hombro al señor y le pedí que me vendiera uno, me lo dio y a las pocas calles el señor bajó, o eso creo, porque cuando lo tuve en mis manos no pude evitar sonreír y recordar tantas buenas cosas de mi niñez, lo miraba y era idéntico al que tenía yo en esos tiempos...

Recordé el kinder, los columpios, las tortugas gigantes, mis dibujos, las canciones...

Pasaron por mi mente, tantas cosas, tantas añoranzas, tantos sueños.

Es increíble lo que un pequeño juguete aún puede provocarte no?

Esta entrada está dedicada a esas cosas pequeñas o grandes, que formaron parte de tu vida en su etapa más pura, esas cosas que a pesar de los años, no dejan de moverte buenos recuerdos y hacen que vuelva a ser, aunque sea sólo por un minuto, el niño que eras.

1 comentario:

  1. QUE GROSA A MI TAMBIEN ME VOLVIERON LOS RECUERDOS :(

    ResponderEliminar